EL PRI, ¿AL DESPEÑADERO?; QUEMAZÓN POLÍTICA; PEÑA SE SACUDIÓ A MOREIRA. Salvador Flores LLamas

Elba Esther Gordillo

Image via Wikipedia

A c e n t o

El PRI, ¿al despeñadero?

SALVADOR  FLORES  LLAMAS

El PRI anda en problemas, no sólo por el Moreirazo y el derrapón en la FIL de Guadalajara; más por las rencillas entre los mandos del tricolor, que si no se atienden  y resuelven satisfactoriamente, pueden derivar en la tan temida división, que todos niegan exista y poco hacen para evitarla. 

El tema Moreira no ha pasado a la historia  y aún seguirán sus coletazos. Se alejó tarde a Humberto de la cúpula priísta y debe aprenderse la lección de enfrentar rápido los problemas, antes que causen más destrozos.  

Lo malo para el PRI es que el asunto se ventilará en los tribunales, y si sigue Moreira con más mentiras y subterfugios, será peor para él y su partido. Ya se descubrió, por ejemplo, que sólo la tercera parte de la colosal deuda de Coahuila se negoció con documentos auténticos, y las otras dos con falsos.

Como también que la deuda aumentó 4,000 millones en unos meses, por los altos intereses de los ultimos créditos contratados para renegociarla.  

También el escándalo por los libros que más marcaron la existencia de Peña Nieto se prolongó indebidamente; sus estrategas no daban pie con bola para atajarlo, y se permitió a la hija mayor del precandidato y a su esposa Angélica Rivera, La Gaviota, echarle más lumbre al fugo.

Al hacer el recuento de daños tomarán las providencias debidas para evitar desaguisados similares y prevenir, en lo posible, otros más en el curso de la campaña, pues éstas son terreno resbaladizo y tratarán de aprovecharlo los enemigos del mexiquense y sus oponentes.

Algún costo debe tener ser puntero en la elección presidencial. Pero ya le contratarán a algún gallón en comunicación; pues no bastan los hacedores de imagen, sino se requieren peritos experimentados que dicten la fórmula para que el precandidato no esté tan a merced de tropiezos y dislates.

Tómese en cuenta que una campaña electoral –y mas una presidencial– es como la casa del jabonero, el que no cae, resbala, y que todos tenemos nuestros 15 minutos de….

El acuerdo entre Peña y Beltrones para que Pedro Joaquín Coldwell llegue a la jefatura del PRI disgustó a los peñistas, pues creían  que con la renuncia de Manlio a la precandidatura ya tenían a su partido en un puño.

Hoy ven que Pedro Joaquín influirá en las numerosas candidaturas que se definirán para el 2012, que tendrán que compartirlas con los beltronistas y quizá también otros puestos cercanos al virtual candidato triunfador.

Pude haber igualmente jaloneos con Elba Esther Gordillo, quien también creía que se había librado de sus cordial enemigo el sonorense; con lo que se entra en una etapa de colisión por diversos lados, que ojalá no acelere la  división latente en el tricolor.

Pronto sabemos si los priistas asimilan la lección y zanjan diferencias, para hacer lo más tersa posible, en el interior partidista, la campaña de su abanderado, a quien día a día le surgirán más problemas en el exterior y deberá hacer declaraciones y responder ataques, tarea en la que se está estrenando.

Se inicia, pues, una etapa en que los priístas han de medir más sus pasos, si no quieren empinar a su partido al despeñadero, a donde lo habría llevado Moreira, de haber permanecido más tiempo en el timón y los juicios en los tribunales lo hubieran encontrado ahí. 

++++++++++

A c e n t o

Quemazón política

SALVADOR  FLORES  LLAMAS

El acierto de Peña Nieto de quitar del liderato priísta a Humberto Moreira es menor que su error de haberlo nombrado para el cargo. Se supone que debió investigarlo antes; mas, al parecer, pudo más la presión de Elba Esther Gordillo para que lo hiciera el jefe tricolor, que cualquier otra razón.

Ahora se verá cuanto le costará ese desacierto en la contienda electoral.

Menos mal, el dislate del propio Enrique en la FIL de Guadalajara desvió la atención del Moreirazo que el ex gobernador y cacique de Coahuila propinó a su partido. Se ha exagerado la trastabillada del candidato priísta puntero en la FIL, ante la pregunta sobre los tres libros que han marcado su vida.

Se le vio inculto y vulnerable; pero eso a cualquiera le ocurre e indica que la fuerza  adquirida por las redes sociales en Internet puede derribar al más pintado; lo vimos con las dictaduras del medio oriente.  

Y sin que nadie lo llamara cayó en el garlito el precandidato panista Ernesto Cordero quien, por el afán de notoriedad e ir atrás de Josefina y Creel, quiso capitalizar el derrape de Peña Nieto e incurrió en otro. Fue por lana y salió trasquilado.

El Moreirazo enseñó al ex gobernador mexiquense que debe medir más sus nombramientos en adelante. Por caso, Manuel Martínez Garrigós, alcalde de Cuernavaca y suspirante priísta a gobernar Morelos, resultó un émulo aventajado de Moreira.

También endeudó exponencialmente a su municipio. Va un dato: recibió una deuda de 70 millones y en 40 días la elevó a 670, y fue sólo el principio.

Martínez Garrigós otorga contratos de obras a empresas fantasmas de sus amigos, sin ninguna claridad en las licitaciones. Eso, después del Moreirazo es dificilísimo que se lo dejen pasar en una campaña para gobernador.

Peña ha de cuidarse mucho, no vaya a ser que en la campaña le saquen que el PRI es reducto de muchos Moreiras, pues hay más ex gobernadores que cojean del mismo pie.

Atinó Peña Nieto en nombrar a Pedro Joaquín Coldwell presidente del CEN, pues, aparte de sus dotes personales, tendió con él un puente a Beltrones, quien no podía ocupar el cargo –como se especuló- por su enemistad con Elba Esther,

No debe extrañar que se diga que Peña quitó a Moreira y nombró a Pedro Joaquín, porque es lo real, pues el mexiquense es quien manda en el PRI, como antes lo hacían los Presidentes de la República.

Como tampoco puede negarse que Moreira supo de todos los documentos falsos que se emplearon para contratar la deuda de Coahuila, porque él era –y sigue siendo– el factótum y mandamás en su estado.

En otro frente, López Obrador sale ahora con que él no estaba contra los empresarios en 2006, sino fue víctima de guerra sucia en su contra; también que no dijo que el 50% de las pensiones de los trabajadores, manejadas por las afores, serían empleadas por su gobierno para abrir fuentes de trabajo.

Se queja de que lo malinterpretaron; también que él no prometió crear 7 millones de empleos en sus primeros 6 meses como presidente.

Estos ligeros apuntes son para poner alertas a los noveles seguidores del Peje, y que se den cuenta de lo fácil que cambia de opinión.

Entre sus nuevos seguidores están dos panistas neoleoneses destacados: el ex coordinador de los diputados locales de su estado, Mauricio Sada Santos y el ex secretario  del ayuntamiento de San Pedro Garza García, Fernando Canales Stelzer.

Ambos de familias panistas de abolengo: uno con 15 años de militancia; otro con 18 e hijo de Canales Clariond, ex gobernador panista de Nuevo León y ex miembro del gabinete de Fox.

Se van porque Gustavo Madero, el dizque jefe nacional del PAN, se dobló ante el alcalde de Monterrey Fernando Larrazábal y le permitió burlarse de la orden del CEN de dejar el cargo mientras se investigaba a su hermano Jonás, descubierto cuando cobraba a los casinos.

Lo real es que Larrazábal es el cacique del PAN neoleonés y sólo truenan sus chicharrones y los de sus cuates, Madero se dobló ante él, porque Ernesto Cordero pidió “Ya dejen en paz al pobre de Fernando”, que fue uno de los mayores recolectores de firmas para su precandidatura.   

Y pueden multiplicarse renuncias panistas, como también los desaciertos y tibiezas de Maderito.

Hay conciencia entre panistas de su falta de liderazgo y de lo riesgosa que es en una campaña presidencial, cuando se renovarán 6 gubernaturas, 500 diputados federales, 138 senadores, congresos locales y ayuntamientos, en un total de 2,102 cargos de elección popular, además de la Presidencia.  

Muy listos deben andar los políticos, por aquello de: el que no cae, resbala.

   ++++++++++

A c e n t o

Peña se sacudió a Moreira

SALVADOR  FLORES  LLAMAS

Peña Nieto decidió por fin quitar a Humberto Moreira de la presidencia nacional del PRI por el lastre político y judicial que significaba para su campaña, y los priístas le cantaron ayer las golondrinas al coahuilense.

Es la verdad monda y lironda, aunque en la 38 asamblea extraordinaria del Consejo Político Nacional del PRI le endulzaron el trance a quien manejó a su estado como un vil sátrapa, lo endeudó exponencialmente e impuso de sucesor de gobernador a su hermano Rubén, desde el 1 de diciembre. 

Humberto se dará topes por no haberle pagado arbitrariamente una factura publicitaria al diario El Norte de Monterrey, cuando era gobernador–según trascendió- con el clásico desdén de “y hazle como quieras”, cuando era señor de horca y cuchillo y aún no se perfilaba para jefe del Nuevo PRI.

La empresa de El Norte, de Reforma del DF y de una red de diarios en el país aplicó el apotegma chino: esperar a ver pasar el cadáver de tu enemigo,

Reforma, El Norte y sus diarios afines empezaron por señalar que el líder priista se trajo de jefe administrativo al CEN a un incondicional suyo, que había hecho grandes negocios en Coahuila y Texas, a su amparo.

El envió emisarios a Reforma a negociar su silencio, mediante el pago de su deuda a El Norte -según datos de primera mano- y los enviaron con cajas destempladas, les dijeron que el problema era con el diario regiomontano, y en éste les explicaron que eso ya era extemporáneo.

Documentaron, entre otros desmanes, la escandalosa deuda que Moreira dejó a su estado, y cuando éste llegó al liderato priista y se creyó en las grandes ligas de la política y aun se soñó en el gabinete de Peña Nieto (y de ahí p’l real) estallaron la denuncia periodística que, finalmente, truncó  su desmedida ambición.

La Secretará de Hacienda, con abundante información del caso, secundó la denuncia con Ernesto Cordero como su titular, y los medios informativos de todo el país se hicieron eco en forma creciente, de las hazañas de Moreira, quien entre más pretendía defenderse, se hundía más porque acumulaba mentiras y triquiñuelas.  

Humberto arañó por todos lados en su intento para encontrar una tabla de salvación, pero sin resultados.

Quiso tratar el punto hasta con el presidente Calderón, a quien vituperó en varias de sus primeras declaraciones como jerarca priísta. Mas le indicaron que ése no era asunto del mandatario sino de la justicia.

Entonces tomó la elección de gobernador de Michoacán como ancla de salvación y venganza por el cierre de puertas de Los Pinos, y quedó claro que el crimen organizado actuó en favor del tricolor, como lo revelan videos y amenazas a los votantes para que no sufragaran por el PAN o PRD y que obligó a 51 candidatos a renunciar.

Este es precedente muy grave, que bien puede aplicarse en 2012.

Peña Nieto oyó la insistencia de muchos priístas de quitar a Moreira, aun contraviniendo a su aliada y amiga Elba Esther, madre política de éste y que fue quien se lo propuso para líder tricolor.

Ahora falta que no lo haga diputado o senador, pues le daría impunidad, más de la que él  se otorgó al ordenar la Auditoría Superior de Coahuila no abrir su última cuenta pública hasta dentro de 15 años.

Como el Peje, blindó las cuentas de los segundos pisos por el mismo lapso.

Para no engañar más al país, Moreira debe enfrentar la justicia. Ya presentó la Procuraduría Fiscal de la Federación 5 denuncias contra el gobierno de Coahuila por falsificar documentos para negociar créditos bancarios.

Humberto quiere achacar esos delitos a funcionarios menores, cuando todo mundo sabe que allá no se mueve una hoja de árbol sin su consentimiento.

Inculpó al ex secretario de Hacienda Ernesto Cordero de haber aceptado los documentos apócrifos. No cuajó su engaño, y acusó a funcionarios menores de Hacienda, lo que será difícil probar. Que se castigue a los responsables.

La exigencia –y lo que conviene más a Peña Nieto y al PRI, para que no les restrieguen el caso en la campaña- es que el cacique coahuilense responda por sus ilícitos, que no lo cubran con manto de impunidad, pues sería otra burla a los mexicanos, y en campaña electoral.  

++++++++++

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: