PEÑA NIETO VA POR LOS PINOS. Salvador Flores LLamas

Enrique Peña Nieto, político mexicano.

Image via Wikipedia

A c e n t o

Peña Nieto va por Los Pinos

SALVADOR  FLORES  LLAMAS  

Tras sus victorias electorales del domingo en cuatro estados, el PRI se consolidó como la primera fuerza política del país y entra a la selección de su candidato presidencial con Enrique Peña Nieto muy adelantado en las preferencias populares y que ya se enfila a Los Pinos.  

Eruviel Ávila, Rubén Moreira y Roberto Sandoval ganaron las gubernaturas de México, Coahuila y Nayarit y el tricolor 43 de las 84 alcaldías de Hidalgo, incluidas las principales: Pachuca, Tizayuca y Tula.

 La gran distancia en votos entre Eruviel y Encinas no justificará ningún grito de fraude. Si los pejistas se quejan de violaciones a la ley, Alejandro fue el primero en hacerlo, pues su candidatura no llenó la residencia legal por no vivir ni haber nacido en el Edomex.

Los Chuchos dicen que el PRI debe erigirle una estatua a Amlo por boicotear la  alianza PANPRD, que hubiera puesto en serio predicamento a Eruviel y a Peña  ante una posible derrota, y no dudan que haya negociado, como suele, y de refilón frenado a Ebrard, patrocinador de tal coalición.

La derrota de Bravo Mena era previsible, pues lo dejaron solo desde el inicio de campaña hasta su coordinador diputado Javier Corral, y Madero prefirió apoyar a Marta Elena García, su candidata en Nayarit, porque el colmilludo esposo de ésta, ex gobernador Antonio Echevarría, le hizo creer que ganaría con un fuerte empujón del panismo nacional.

El líder del PAN anunció la victoria de Martha Elena en Nayarit la noche del domingo, pero la gran ventaja que le sacó Sandoval no pudo ser superada.

Allí el ex jefe nacional del PRD J. Guadalupe Acosta violó el pacto de alianza PAN-PRD, pues no desistió de ser candidato, pese a tener las encuestas en contra. De otro modo Martha hubiera podido ganar con la suma de votos de ambos. Mas, al parecer Acosta negoció su negativa con el PRI, como lo han hecho muchos perredistas.  

En Coahuila el senador panista Federico Doring equivocó la táctica y exhibió su inexperiencia en campañas: creyó que ganaría con sacarles los trapitos al sol a los Moreira, sin pensar y menos tratar de contrarrestar el enorme control de ellos en el estado.

Esta jornada comicial deja más disminuida a la oposición al PRI rumbo a la elección presidencial de 2012, para la que hay dos prospectos claros: Peña Nieto y López Obrador.

Diríase que dentro del PRI sólo falta una negociación hábil para que acepte Beltrones a Peña Nieto como el abanderado para recuperar Los Pinos, por la amplísima la ventaja que le lleva en el aprecio popular.

No aceptarlo podría desbarrancar al tricolor a otra división como la causada por Madrazo en 2006, que lo mandó al tercer lugar de la justa; lo que sería veneno puro para los priístas, que no son kamikazes y casi seguramente negociarán entre ellos; de lo contrario perderían la ocasión de recuperar el gran poder.

En el PRD, el Peje y Ebrard deberán hacer lo mismo para que la izquierda pese en 2012, pues el tabasqueño no desistirá de ser candidato y cerrarían toda posibilidad, si van divididos, aunque una victoria suya  está en chino.

El PAN es la gran incógnita: ninguno de sus prospectos podría conservar el poder, porque están verdes, excepto Creel, quien no ganaría la candidatura azul, y Josefina Vázquez Mota, a quien le preparan fuerte ofensiva interna por no ser la preferida del presidente Calderón.

Peña Nieto dejará el gobierno en Toluca el 15 de septiembre y se dedicará a impulsar su candidatura, pues anhela ser el segundo mexiquense que viva en  la Casa Presidencial, después de que López Mateos lo hizo de 1958 a 64.

Arreciará la guerra contra el PRI de la derecha e izquierda, pues la primera busca mantener el poder y la segunda se juega su última carta para ello por un buen tiempo, ya que su derrota hará real la división en que vive y corre riesgo de pulverizarse en meros grupos testimoniales.

Posdata

>La Operación Conago 1, que Ebrard lanzó como líder  de la conferencia de gobernadores, no mejora la seguridad pública del país, pero sí da pie a los policías a exaccionar más a los automovilistas.

>El ex presidente Fox quiso cobrar por acompañar al candidato panista al gobierno de Coahuila Guillermo Anaya Llamas en su cierre de campaña, y lo mandaron por un tubo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: